Acoso en el escenario

EL HORROR DEL ACOSO ESCOLAR EN EL TEATRO no necesita de la evidencia ni de la pornografía del sufrimiento. Simplemente requiere de la desazón que dejan sus secuelas en la comunidad y en las personas que toca.

En el caso que nos reúne, la muerte de un niño de 11 años pone en jaque a un centro, a un pueblo entero. Y, a la vez, mira desafiante a una sociedad llena de culpa. Culpa que viene de su ignorancia, de su silencio, de su desdén adulto: “son cosas de niños”, dicen.

La acusación cae sobre el docente de Educación Física. La forma en la que trata a su alumnado, su exigencia y rigurosidad, su falta de humanidad y su desapego aparente lo convierten en un blanco fácil y muy goloso. Tiene todo para convertirse en el mártir que la sociedad necesita inmolar para saciar su hambre de castigo. El bullying a la inversa; el acosado, que se magnifica desde el grupo, contra el acosador. Pero la verdad subyacente es mucho más perversa y el camino a la redención social y personal, mucho más accidentado.

La tercera parte de la llamada Trilogía contra el abuso, programada en el Centro Cultural Fernán Gómez (Madrid), lleva por título Soka, Cuerda, que sirve como elemento mortal, pero también como hilo conductor –nunca mejor dicho– de una trama que interpela desde el principio al público.

Un único actor, el profesor acusado, relata los hechos que alteraron su vida y la de su comunidad, pero que tienen presencia más allá de las tablas del escenario. Lo vivimos a diario desde que empezamos a socializar. Víctimas, testigos mudos o acosadores, hemos formado parte de ello. Incluso si no lo hemos visto podemos ser cómplices, puesto que el bullying avanza únicamente porque como grupo así lo permitimos.

En cartelera hasta el 27 de octubre, es una buena oportunidad para ponernos de frente al monstruo, al propio o al ajeno, y empezar a ser más sensibles con un tema que trasciende a las personas involucradas y afecta a toda la sociedad. No podemos dejar morir a más niños, niñas y adolescentes por esta causa. No podemos seguir siendo complacientes. No podemos seguir sin verlo ni prevenirlo. No podemos. No.

Soka (Cuerda)

De martes a sábados a las 20:30 horas

Domingos y festivos a las 19:30 horas.

Encuentro con el público: 24 de octubre después de la función

https://www.teatrofernangomez.es/actividades/soka-cuerda

Escribir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Autoría